| sexualidad

En la cuarta temporada de la popular serie, Clay y sus amigos se despiden de la preparatoria –aunque no todos llegarán a la graduación.

La cuarta y última temporada de 13 Reasons Why nos deja algo muy claro: le esperan muchos años de terapia a los estudiantes de Liberty High (si es que logran sobrevivir).

El final de la tercera temporada de Por trece razones nos hizo creer que por fin este grupo de adolescentes podría continuar con sus vidas, graduarse de la preparatoria y dejar atrás las tragedias que han vivido. Sin embargo, el primer capítulo de la cuarta y última temporada nos rompe la burbuja y anuncia una nueva muerte: “Nos hemos despedido muchas veces y hemos llorado por mucho tiempo. Liberty High ha soportado suficientes traumas y tragedias”, dice la pastora durante lo que parece ser un funeral del que no se sabe mucho, al menos no durante los primeros dos episodios que pude ver. 

En la temporada 4 el grupo de amigos que participó ––de forma directa o indirecta–– en el asesinato de Bryce Walker(Justin Prentice) lidia con la culpa de haberlo matado y haber inculpado a Montgomery de la Cruz (Timothy Granaderos) por el asesinato que ellos cometieron. 

De forma paralela los estudiantes son atormentados por nueva evidencia, pues al final de la temporada 3 un barco pesquero saca del agua las armas que Tyler (Devin Druid) pretendía utilizar en el tiroteo del baile de primavera. Si bien parece que Bill Standall (el padre de Alex) tiene todo bajo control, un oficial y colega de Standall, empieza a indagar y a cuestionar la veracidad de la historia detrás de este problemático grupo de amigos.

Esto es estrés suficiente para poner paranóicos a Clay (Dylan Minnette) y a sus amigos, quienes han demostrado que son capaces de todo para encubrirse los unos a los otros, pero que al mismo tiempo están al punto del colapso mental. Clay, por ejemplo, se muestra con una salud mental totalmente deteriorada; sus ataques de pánico son más fuertes que nunca; alucina constantemente con Monty y, por momentos, pareciera que tiene tendencias suicidas.

Aunque Clay parece ser el más afectado, no es el único que la pasa mal en el grupo. Zach (Ross Butler), quien prácticamente mató a golpes a Bryce en la tercera temporada regresa a Liberty High con una actitud de “valemadrismo” (como diríamos en México para explicar esa actitud de que nada es importante) y es que el estudiante modelo parece haber desaparecido.

Mientras Tanto, Tony (Christian Navarro) se enfrenta a la idea de que sus padres podrían nunca regresar a Estados Unidos; Justin (Brandon Flynn) termina su relación con Jessica (Alisha Boe) para poder enfocarse en su rehabilitación y Ani (Grace Saif) se nota cansada de su relación con Clay. La cereza del pastel es cuando Winston Williams (Deakan Bluman), estudiante de Hillcrest, y el único que puede comprobar la inocencia de Monty, se transfiere a Liberty High.

La cuarta temporada de 13 Reasons Why se estrenó el 5 de junio en Netflix. Si no recuerdas en qué quedó la tercera temporada, aquí te contamos todas las dudas que quedaron abiertas, las cuales deberían resolverse en esta temporada. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *